Mascotas

ENSEÑEMOS A LOS NIÑOSCOMO TRATAR CON PERROS

google ads

Ya sabemos que los niños crean vínculos muy especiales con los perros y más rápido que nosotros los adultos, pero es fundamental que les enseñemos ciertas nociones básicas de cómo tratar con perros y no pasar sustos, o accidentes que pueden ser evitados.


Los niños no conocen los tiempos y los espacios que un perro necesita y deben entender y aceptar que no se puede interactuar de cualquier forma así a lo loco ¡No! que, sin tacto, respeto y paciencia, podría acabar en un ataque defensivo por parte del can hacia él. Si toda familia participa y está bien informada nos sentiremos más cómodos y tranquilos para guiarlos.


Algo prohibido es tirar las orejas o la cola del perro, es tanincómodo que podrían atacar si sienten dolor. Otra es sobarle la cabeza le es aterrador y desagradable.

Y los abrazos, se sienten vulnerables, atrapados y no les gusta recibirlos.


El perro se mostrará inquieto, nervioso o inseguro, no está cómodo cerca del niño o siendo acariciado, el niño debe aprender a no ser invasivo y dejarle su espacio, debemos entender que es hora de retroceder, no quiere que le toquemos.


Pidamos permiso al dueño y esperemos la respuesta, comúnmente los niños ven a un perro y se acerquen a acariciarlo.


¡Es un gran riesgo! Para algunos perros es una amenaza que alguien extraño los mire detenidamente a los ojos, (hazlo solo unos segundos a la vez). Después que te han dado permiso para acercarte, observarlo e interpreta y analiza su lenguaje corporal.


Los perros muestran inseguridad e incomodidad de diferentes formas, si el perro se aleja, si pone las orejas hacia atrás o se ve asustado, si el perro bosteza, parpadea, entrecierra los ojos o se lame los labios, puede ser que quiere que lo dejen solo

Si no parece incomodo podríamos darle unas caricias en la pierna y esperar por su reacción…si el perro quiere jugar se acercará por su propia voluntad y sin dudarlo. Pero si no quiere, debemos aceptar el rechazo a nuestra invitación.


Los niños pueden jugar con ellos sin necesidad de contacto directo: lanzar un beso, una golosina o dejándole cerca un palito o juguete, y así no somos invasivos y no sufriremos un ataque por su parte.


Técnica para acariciar a los perros y evitar sustos e incidentes.


Después de la primera caricia breve, haz una pausa comprueba su reacción Si el perro te huele con la nariz y moviendo la cara te mira o se inclina hacia ti, lo que indica es que quiere que continúes acariciándolo. Si el perro se aleja o incluso si no hace nada, podemos tomarlo como un “no, gracias”.


Los animales no deben ser embestidos por detrás porque podrían reaccionar de una forma defensiva.

Los movimientos bruscos y repentinos tampoco les gustan nada, recordemos constantemente a los niños de que es mejor que estén calmados y frente a ellos. Espero que mis consejos te ayuden a conocerlos y poder disfrutarlos un poco más.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba