BANDERINES OLVIDADOS Y CAMISETAS EXTRAVIADAS

Es el balance increíble de las dos últimas fechas por las eliminatorias sudamericanas de fútbol por la clasificación al Mundial Qatar 2022. Sin dejar de considerar que por lo anecdótico de ambos casos, estoy seguro que habrán de ingresar a la historia del fútbol sudamericano. Así es, dos historias inverosímiles que se presentaron en las fechas 15 y 16 en las eliminatorias para el evento internacional más importante del mundo.

La primera pertenece al partido disputado entre los seleccionados de Chile y Argentina jugado en la ciudad de Calama. Juego donde la albiceleste se llevó los tres puntos para seguir estrechando distancia a Brasil que se encuentra como líder indiscutible.

Sin embargo, el protagonismo del partido lo terminaron acaparando los asistentes del árbitro Fabricio Vilarinho y Rodrigo Correa, ambos brasileños que al llegar al estadio y prepararse para el partido, se dieron cuenta que se habían olvidado los banderines y tuvieron que improvisar con unos chalecos reflectantes. Ambos fueron suspendidos por CONMEBOL por cuatro (4) meses «por no tener el equipamiento básico para el trabajo» y por consiguiente usar chalecos reflectantes en vez de las banderas correspondientes. Algo imposible de pensar que suceda…Pero sucedió.

La segunda anécdota sucedió en la fecha 16 por las mismas eliminatorias, esta vez fue en Lima en el partido entre Perú y Ecuador.

partido entre Perú y Ecuador. En pleno juego, el deportista ecuatoriano Preciado cayó sobre el césped por una falta de Carlos Zambrano. Enseguida, uno de los asistentes de Alfaro llamó a ‘Chiqui’ Palacios. Entonces, el hombre que actúa en Los Ángeles FC corrió hasta el banquillo, se quitó el chaleco de calentamiento y con el dorso descubierto preguntó dónde estaba su camiseta.

Lo que dejó de inmediato al descubierto un posible descuido del staff de la selección ecuatoriana en un momento clave del Perú-Ecuador, ya que cuando el DT llamó a Diego Palacios para que reemplace a Ayrton Preciado, este no pudo porque su camiseta se había extraviado. De allí que el jugador tardó en ingresar a la cancha del Estadio Nacional porque no encontraban su camiseta. Situación que molestó al entrenador y que derivó en momentos de desesperación y zozobra en la banca de suplentes de la ‘Tricolor’.

Una acción que, a la larga, benefició a la selección “Inca”, pues el gol de Edison Flores llegó cuando el adversario solo tenía diez hombres sobre el campo de juego.

Dos situaciones complejas y anecdóticas que sucedieron en estas dos últimas fechas jugadas por la clasificación al tan ansiado evento que se jugará en el país más caro del mundo, cuya capital es Doha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.