Cómo escoger un buen asesor de seguros
Continuación

  1. Un buen asesor está a tu lado cuando lo necesitas
    Muchos agentes y vendedores de seguros se caracterizan porque sólo los ves cuando necesitas comprar o renovar tu póliza… y tristemente muchas veces sólo cuando necesitas comprarla, o mejor dicho, cuando ellos necesitan venderla, dejándote en manos de «asesores telefónicos», «cabinas de siniestros» y «centros de atención a clientes» cuando llegue el momento de hacer válido un seguro.
    ¿Como identificarlo?
    •Tu asesor debe atender tus llamadas indicándote el camino a seguir y aclarándote tus dudas en el procedimiento.
    •Debe tener tiempo para asesorarte cuando no sepas cómo presentar un caso a la aseguradora para minimizar el riesgo de rechazo de tu reclamo. En muchas ocasiones el rechazo viene porque no se sustenta adecuadamente el reclamo lo cual puede ser prevenido por el asesor, lo cual es común en algunos tipos de seguros como por ejemplo el de gastos médicos.
    •Nuevamente es importante resaltar que debe ser honesto, y si es el caso que tu reclamo tenga pocas posibilidades de proceder, deberá así decírtelo explicándote el por qué.

•De igual forma deberá poder ayudarte a re-estructurar un reclamo rechazado (si está justificado esto, claro), o en caso contrario explicarte con claridad el motivo por el cual fue rechazado si no logras comprender – o aceptar – la respuesta de la aseguradora.
•En lo personal considero un diferencial de valor importante el que el asesor esté al pendiente del vencimiento de tu póliza, indicándote cualquier variación que existiese en la cobertura o primas.
•Considero muy importante recalcar que un buen asesor no necesariamente realizará los trámites por ti, siendo tu responsabilidad aprender el cómo reclamar un reembolso o qué hacer en caso de un siniestro. En lo personal te sugiero que no

te esperes a tener el primer accidente automovilístico, que un sismo o huracán dañen tu casa o que un ladrón se robe tus pertenencias para preocuparte en conocer el proceso a seguir ante la aseguradora… En muchos casos será ya muy tarde ya que no habrás tenido cuidado en tener las evidencias necesarias. Una debe de ser un consumidor educado.

  1. De preferencia tu asesor no debiera estar casado con una aseguradora en particular
    Como es de suponer, cuando un agente de seguros pertenece a una aseguradora existe un fuerte conflicto de intereses en el sentido de que difícilmente te sugerirá algún producto de la competencia aún que reconociese que es mejor. Claro está, que puedes encontrar personas muy bien preparadas dentro de aseguradoras que tienen buenos productos, así como también puedes encontrar despachos de seguros que por negociaciones y acuerdos previos están comprometidos con alguna aseguradora, por lo que dejo particularmente este punto a tu consideración.
    ¿Como identificarlo?
    •El asesor demuestra conocer las características de cada tipo de seguro entre las opciones disponibles de diferentes aseguradoras.
    •Señala con claridad las diferencias a nivel cobertura, endosos, primas, procesos y limitantes.
    •El portafolio de seguros propuesto usualmente tendrá pólizas de distintas compañías, debiendo explicarte tu asesor cómo es que esas pólizas en particular se ajustan a tu perfil y a tus necesidades.
    •Una vez te presente el portafolio propuesto, y antes de adquirir cualquier póliza, tomas una de ellas y compárala por tu lado… aplica la duda metódica, como se diría, un descarte. Pero una observación, si encuentras alguna discrepancia, antes de tachar de fraudulento al asesor, primero muéstrale los resultados de tu investigación y escucha sus motivos.
  1. Verifica que tu asesor cuenta con la licencia de seguros del departamento de seguros del Estado donde ejerce
    El departamento de seguros del Estado es responsable de que las personas que desean ser agentes tengan los conocimientos y habilidades necesarias para poder dar una correcta asesoría a sus clientes. Si bien una certificación no garantiza que el agente sea un buen asesor, te permite garantizar que se encuentra oficialmente registrado y por tanto sus actividades son reguladas por el Departamento de Seguros del Estado.
    ¿Como identificarlo?
    •Consulta en el portal del departamento de seguros del Estado, si tu agente se encuentra licenciado y desde cuándo.
    Es claro que tú mismo podrías comparar las diferentes opciones al momento de tener la necesidad de adquirir un seguro, además de que existen portales en Internet que te ayudan con tablas comparativas de los seguros de uso común – y que a veces son obligatorios – como es el caso del seguro de automóviles. Sin embargo, esto te llevará tiempo y más si lo que buscas son diversos seguros (vida, casa habitación, responsabilidad civil), además de que no contarías con alguien a tu lado para ayudarte con su experiencia al procesar los reclamos.
    Como se decía anteriormente, el asesor gana comisiones de los seguros que adquieres y de las primas que pagas, por lo que usualmente no requieres pagarle honorarios adicionales. Esas comisiones pueden llegar a ser de por vida (imagínate un seguro para el retiro, que tu pagarás hasta que te retires) por lo que su mayor garantía de tener ingresos estables es que sus clientes se encuentren satisfechos con su trabajo. Los vendedores de seguros y algunos agentes poco profesionales no entienden esto… siendo ésta la gran diferencia con un buen

ASESOR DE SEGUROS.

Un buen asesor de seguros no quiere venderte una póliza. Primero analizara tus necesidades, te aconsejara y ayudara en el proceso de escoger las mejores coberturas, te ayudara a robustecer tus finanzas personales ante eventos fortuitos que podrían desbalancearte y aún poner en riesgo tu patrimonio, además se asegurara que mediante los programas que te recomiende, alcances tus objetivos y metas de largo plazo a través de instrumentos acorde a tus necesidades.

PERMITANOS SER SU ASESOR DE CONFIANZA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.